Monday, March 14, 2011


uno de mis escritores favoritos de internet, Oyl Miller, está ahora en Ashikaga, la prefectura de Tochigi. Justo antes de la gran ola y la catástrofe, había publicado un poema sobre marketing y baby pandas. No hay trenes a Tokyo, donde vive. Pueden apreciar sus escritos y publicidades para Nike aquí. Cuando lo hagan, deseen cosas hermosas a Japón, no como estos idiotas:



4 comments:

KIRINKOBAON-KIRIKA said...

Roberto Bolaño dejó escrito que aspiraba a ser un autor capaz de abrirle a sus lectores puertas y ventanas, en el sentido de despertarles la curiosidad por la obra de otros. Es notable como tú, la que nos está dando voz a los que crecimos alucinando con la ciencia ficción en tiempos de dictadura, realizas ahora literalmente (con esta página) ese proyecto generoso, con humor, con inteligencia, con elegancia. En buena hora!

srta.pola said...

<3

N said...

Aloha Querida Polina!

Japón va a estar bien. Aparentemente los medios occidentales están exagerando la situación movidos por muchos intereses, sobre todo está la disputa del mercado energetico. Les sirve sostener la idea del "apocalipsis" nipón. Pero nada mejor que un japones para solucionar este tipo de problemas. El ser precisos y el saber dar la vida por el deber es algo que está en sus genes (recordá a los kamikazees). Ya me gustaría ver a un francés en un bardo semejante!

Saluts!!!

srta.pola said...
This comment has been removed by the author.